Excite

Todas las medidas de seguridad que necesita la cuna de tu bebé

Cuando te planteas montarle la habitación al recién nacido de la casa el punto más importante y en el que debes prestar mayor atención es en la elección de la cuna del bebé.

Es fundamental tener en mente que la cuna no es tan solo un mueble, es un elemento que debe cumplir unos requisitos indispensables para que la comodidad del bebé sea máxima. La principal premisa es que sea segura, pero además debe de ser confortable, práctica y que combine con la decoración elegida en el cuarto.

Para que una cuna sea segura debe cumplir las siguientes exigencias: en primer lugar las esquinas deben de estar siempre redondeadas para que el niño no se enganche la ropa y tampoco se corte si se golpea con ellas. Los barrotes deben tener una separación máxima entre ellos de 7 centímetros para que el bebé no pueda introducir la cabeza.

Alrededor de la cuna debes colocar un protector que cubra la superficie al completo sin que queden partes descubiertas o lazos sueltos para impedir que el niño pueda introducir en los agujeros alguna de sus extremidades y se quede enganchado. La altura mínima deben de ser 60 centímetros desde la parte superior de los barrotes hasta la base del colchón, de este modo se evitará que el niño pueda caerse.

En el momento en el que niño comienza a ponerse de pie en la cuna es aconsejable bajar el colchón para evitar accidentes y caídas del niño. Y por último si compras una cuna de bebé transformable antes de hacerte con ella comprueba que al convertirse en otro mueble siga cumpliendo todas las medidas de seguridad necesarias.

Imagen: ciudadvalencia.olx.es

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016