Excite

Descubriendo interiores zen: el salón

De todos los lugares que hay en tu casa ¿en cuál dirías que pasas más tiempo a lo largo del día? Aparte del dormitorio en el que disfrutamos de un sueño reparador, el salón es sin duda el espacio en el que descansamos después de un largo día de trabajo, y en el que compartimos más cosas con nuestra pareja, nuestros amigos o nuestros familiares. Por este motivo este es uno de los interiores zen a los que debes prestar más atención.

Piensa en tu salón como en un lugar de relajación y bienestar. Si quieres empezar por el principio, vacíalo por completo y elige para las paredes tonalidades de blanco o beige que resulten muy luminosas y que hagan parecer esta estancia mucho más amplia.

Una vez que empieces a decorarlo, quédate sólo con los elementos que resulten imprescindibles: un sofá, una mesa, alguna silla, un mueble auxiliar, un par de plantas... deja pasar la luz a través de visillos muy ligeros, y al escoger tus muebles opta por maderas nobles, al estilo de la haya o el bambú.

No caigas en la tentación re recargar las paredes con cuadros, de escoger lámparas que llamen demasiado la atención o de rodearte de una profusión de velas o de objetos de decoración. Recuerda que debe tratarse de un espacio sencillo.

Además, desde un punto de vista práctico los interiores zen también nos ayudan a que mantener la casa limpia y en orden sea una tarea mucho más sencilla, al eliminar todo lo que resulta innecesario.

Si necesitas ideas para tu salón puedes visitar ésta galería de imágenes.

Imagen: askthepixel en flickr.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016