Excite

Crea tu vivero en el jardín siguiendo estos consejos

Si tenemos la suerte de disponer de espacio suficiente en nuestro terreno, siempre podemos reservar parte de este para un vivero. Crea tu vivero en el jardín y aprovecha esa parte del jardín para plantar hortalizas, frutas, flores y plantas decorativas que más tarde podrás transplantar y utilizar como plantas decorativas de interior.

Pasos para crear un vivero en el jardín

Para crear un vivero en el jardín necesitaremos unas herramientas básicas que nos faciliten las labores de siembra y plantado, además de su mantenimiento. Dispondremos de:

  • Una pala o azada preferiblemente de acero.
  • Una horca de cavar que disponga de una buena empuñadura para poder realizar el trabajo más efectivamente.
  • Un rastrillo que nos ayudará tanto paralos trabajos preparatorios del suelo como para la limpieza del mismo.
  • Una binadera.

También necesitaremos cajas vidriadas preferiblemente con estructurade aluminio ya que ofrecen robustez y ligereza y además no requieren mucho mantenimiento. Una manguera para el riego y un pulverizador para tratamientos fitosanitarios.

Si nuestro terreno es muy amplio es recomendable incorporara este set de herramientas básicas, una carretilla, un motocultor y un distribuidor de semillas y abono.

Busca el mejor lugar y crea tu vivero en el jardín

Para comenzar a crear nuestro vivero en el jardín buscaremos el mejor emplazamiento posible. El calor y la luz son de vital importancia para todos los vegetales así que nuestro vivero estará preferiblemente orientado hacia el sur y resguardado del viento directo. Podemos crear cortavientos con árboles frutales o setos vegetales que no sean excesivamente altos ya que de lo contrario darían demasiada sombra sobre nuestro vivero.

Verificar la composición del suelo

El siguiente paso para crear nuestro vivero es analizar la composición del suelo y comprobar que su composición contiene lo nutrientes esenciales. Un suelo demasiado arenoso no retendrá los nutrientes ni el agua con eficiencia, para ello lo mejoraremos añadiendo arcillas y humus, además de abono con residuos fermentados que podemos elaborar nosotros mismos.

Preparar el suelo para empezar a sembrar

Ahora ya podemos empezar a labrar nuestro terreno con la azada o el motocultor a una profundidad de unos 30 a 60 cm. De esta manera el abono que hemos repartido con anterioridad penetrará más profundamente aportando riqueza al suelo. Dejaremos que repose el terreno y en primavera ya podremos rastrillar la superficie y regarla ligeramente para preparar la siembra.

Cómo hacer que la siembra sea efectiva

Para realizar la siembra, crearemos bandas de 3 o 4 m de largo con una separación de unos 40 cm de ancho que nos permitirá trabajar sin problemas además de dar paso a la carretilla.

Realizaremos la siembra siguiendo las instrucciones indicadas para cada tipo de semilla y evitaremos absolutamente los días de lluvia. Cavaremos con el rastrillo surcos alienados y depositaremos las semillas de 4 en 4. Taparemos con el manto de arena restante y regaremos ligeramente.

Para acelerar los procesos de germinación utilizaremos las cajas vidriadas y protegeremos especialmente las plantas más jóvenes del frío nocturno con elementos vegetales o mallas antitérmicas. Con este sistema podremos acelerar en 3 o 4 semanas el proceso natural de germinación de nuestras semillas.

Crea tu vivero en el jardín y verás lo gratificante que es cultivar tus propias hortalizas y verduras o plantas decorativas para tu hogar.

Cuidados básicos de nuestro vivero de jardín

El mantenimiento básico de nuestro vivero de jardín consistiría en la replantación de las diversas especies de plantas y hortalizas que estemos cultivando, ya que muchas de estás germinan y desarrollan sus primeras fases en las cajas vidriadas. Es igualmente necesario el deshierbe de las plantas dañinas y ser constantes en el riego. No te falta nada más, crea tu viveo en el jardín y disfruta de tu propia cosecha.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016