Excite

Cómo ahorrar en aire acondicionado: Algunos consejos

La llegada del verano suele coincidir para muchos hogares con el espectacular incremento del precio de su factura de la luz. Y es que el uso y abuso del aire acondicionado en los duros meses de calor hace que nuestro consumo eléctrico se dispare, algo que se puede evitar, o al menos disminuir, siguiendo algunas pautas para ahorrar en el aire acondicionado.

Eficiencia energética y uso moderado

Aunque parece obvio que utilizar sistemas de aire acondicionado o de climatización para refrigerar las casas es imprescindible, sobre todo en países dónde se alcanzan en verano temperaturas de 40 grados a la sombra, el uso que hacemos de los mismos es lo que determina el excesivo gasto eléctrico.

Por tanto, la mejor manera de ahorrar en el uso del aire acondicionado es el uso eficiente. Lo primero para ello es fijar el termostato a la temperatura necesaria para enfriar, ni más ni menos, no al máximo de frío, puesto que en esta posición gastará muchísimo más electricidad.

Así mismo, comprar un aparato eficiente (es decir, de categoría A o A+) va a resultar a la larga un ahorro considerable de energía, y por tanto, de dinero.

Ventilar por la noche y evitar el abuso

Encender el aire solo cuando sea necesario es la máxima a seguir en cuanto al uso. Si el objetivo es gastar menos, en los días no demasiado calurosos se puede elegir otras alternativas. De la misma forma, apagar el equipo un rato antes de salir nos evitará gastos excesivos y nuestra casa seguirá igual de fresca al menos durante 20 minutos después de apagarlo.

Aunque se trata que cada vez es un descuido menos frecuente debido al elevado precio que alcanza la electricidad, dejarse el aire acondicionado encendido es un fallo que de vez en cuando se sigue produciendo. Por último, ventilar la casa por la noche, abriendo bien las ventanas conseguiremos ahorrar en aire acondicionado.

Métodos alternativos de no pasar calor

Entre otros medios para ahorrar energía en verano, usar medios alternativos al aire acondicionado, como ventiladores, en las habitaciones de la casa dónde menos tiempo se pase o simplemente, las duchas de agua fría o una dieta menos calórica, nos permitirán mantenernos más frescos y menos acalorados en los duros meses estivales y a la vez ahorrar en aire acondicionado.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016